domingo, 2 de abril de 2017

Leche de avena casera



Leche de avena casera
Leche de avena casera


Lo que da de sí una idea... El ingrediente de esta semana en el Sunday´s time de Kid's and Chic, elegido por Raquel, colaboradora de Nunca es demasiado dulce, es la avena.



Así que en principio pensé en hacer unas sencillitas galletas con un par de ingredientes o tres. Y empecé a navegar por internet en busca de inspiración. Entonces descubrí esta idea: a partir de la Okara de avena (la pulpa que se genera en la elaboración de la leche de avena casera) se podían elaborar galletas, así que podía hacer primero leche vegetal y después las galletas. Imaginad lo que tardé en comprar los copos y ponerlos en remojo, encantada por poder hacer dos recetas de forma consecutiva.

Leche de avena casera
Leche de avena casera


Os recomiendo que deis una vueltecita por algunos blogs de nutrición, en los que nos hablan de las innumerables propiedades beneficiosas de la avena para nuestra salud. Además, incluir este cereal en nuestro desayuno nos ayuda con la operación bikini, que en las fechas en las que nos encontramos, ya va siendo indispensable ponernos con ella.

Leche de avena casera
Leche de avena casera

Ingredientes leche de avena casera

- 150 gr. de avena en forma de copos integrales.
- 1 l de agua+ el agua necesaria para remojar los copos en principio.
- Una pizca de sal.
-  1 y 1/2 CS de miel para endulzar (puedes utilizar cualquier otro edulcorante al gusto).

Elaboración paso a paso


1. Poner los copos de avena en un recipiente y cubrir con agua. Dejar en remojo durante al menos 12 horas. Una vez transcurrido este tiempo, colar los copos y lavarlos.






























2. En un recipiente en el que podamos usar la batidora ponemos la avena junto con el agua, la sal y la miel y batimos. Yo he utilizado una batidora de vaso.
3. Filtramos el líquido resultante. Existen filtros específicos para este tipo de recetas, ya que el paso debe ser muy pequeño. Yo, como no dispongo de ellos me he ayudado de unas gasas. Si la primera vez no queda bien, repetimos esta operación hasta que la leche quede completamente libre de sólidos. La pulpa que queda retenida en el filtro es la Okara, que es el ingrediente para las galletas que preparé a continuación.




Debemos conservar la leche vegetal en la nevera, y consumirla tres o cuatro días después de su preparación. Los ingredientes suelen segregarse, pasando los más pesados al fondo del recipiente, por lo que antes de servirnos un vaso, debemos agitar la botella para homogeneizar el contenido.

Leche de avena casera
Leche de avena casera




























Así que si estas pensando en elaborar en casa tu propia leche vegetal, te recomiendo que te pongas manos a la obra, porque el resultado te dejará encantado. Además no te pierdas la próxima entrada (puedes verla aquí): las galletas de okara con otros ingredientes deliciosos y saludables.


Un beso,



Eva
Síguenos en tu red social favorita:









No hay comentarios:

Publicar un comentario

No olvides comentar. Tus opiniones, dudas y sugerencias nos enriquecen.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...